Cadelucha (coquina) e ameixa fina, as máis cotizadas e as máis esquivas

Las ostras siguen ganando peso en las cofradías orteganas

ANA F. CUBA

«Disto non se vive, é un complemento», resume Rosa Trasancos, presidenta de la agrupación de mariscadoras de Espasante. «Do marisqueo, no norte de Galicia non vive ninguén ou case ninguén; ao mellor no verán sacas un soldo, pero o resto do ano é unha axuda», apuntala Pilar López Bellón, al frente del colectivo de Cedeira. El trabajo es duro y los ingresos, escasos, pero tanto ellas como sus compañeras de los pósitos de Cariño y O Barqueiro esperan con ansia la marea para tratar de alcanzar la tasa y llevarse algo al bolsillo.

En Cedeira, las mayores alegrías se las da la coquina -la última que extrajeron, en noviembre, alcanzó los 53,40 euros el kilo en la subasta-, «pero con esta area que están metendo os temporais non augura moi ben» cara a la campaña de Navidad, que se abre esta semana, como indica López Bellón. El berberecho ha sido su salvación, con 31.818 kilos vendidos este año, por 165.162 euros (de la coquina sacaron 18.316). Y el gran enemigo, el furtivismo, un mal del que no se salva nadie.

La almeja fina es otro molusco muy demandado para las fiestas, como saben las profesionales de Espasante. «Xa empezamos a ir a ela, é o que máis se pide agora», comenta Rosa Trasancos, responsable de la agrupación local. En lo que va de 2019 comercializaron 1.643 kilos, por 36.397 euros, por encima del berberecho (25.356 euros) y la ostra rizada (15.490). La almeja fina también representa la mayor fuente de ingresos de las recolectoras de la asociación de Cariño, que preside Carmen Rodríguez. Este año han obtenido 37.409 euros, algo por encima de los ingresos por ostra rizada (29.859) y mucho mayores de los generados por el berberecho (4.853). «A ostra foi a que nos salvou o ano, pero para Nadal o que queren é ameixa fina», constata esta profesional.

La ostra rizado lleva años ganando terreno en las cofradías orteganas. En O Barqueiro constituye el sustento de las mariscadoras, con 42.625 kilos vendidos desde principios de año, por 59.437 euros, frente a los 5.160 euros de la almeja fina y los 455 de la babosa. «A ostra é o principal recurso que temos ao longo de todo o ano», recalca Cristina Trasancos, responsable de la agrupación. La almeja japónica que se sirvió ayer en la Festa do Marisco fue recolectada por ellas, igual que las ostras con las que se elaboraron las empanadas.

Link: http://www.lavozdegalicia.es

Esta entrada foi publicada en Cedeira, Comarcas, Furtivismo, Galicia, Mar, Marisqueo, Mulleres do Mar, Pesca, Politica Pesqueira, Traballo, Turismo Cedeira, Turismo Mariñeiro. Ligazón permanente.

Deixar unha resposta

Please log in using one of these methods to post your comment:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair /  Cambiar )

Google photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google. Sair /  Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair /  Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair /  Cambiar )

Conectando a %s